La Gripe y el Resfrío

Por: Dr. Moisés Ismael, Pediatra – Cirujano Pediatra

Es común en estas estaciones del año (invierno) ver cómo se van incrementando los resfríos, especialmente entre los más pequeños. El siguiente artículo pretende dar parámetros comparativos para poder diferenciar entre lo que es una gripe y un resfrío. 

Qué es la Gripe

Se trata de una enfermedad viral que afecta las vías respiratorias (nariz, faringe y pulmones).  Es causada por el virus de la influenza, cepas A y B.  Se contrae fácilmente al inhalar gotitas infectantes expulsadas al toser o estornudar por una persona con gripe o también al tocar un objeto contaminado (ropa, libros, juguetes, etc.) y luego tocarse los ojos, nariz o boca.

Hay tres tipos de gripe estacional o influenza: A, B y C.  Entre los Virus A actualmente están circulando los subtipos A (H1N1) y A (H3N2), también son frecuentes los Virus B y son más raros los Virus C.   Por este motivo las vacunas contra la influenza cubren sólo los Virus de tipo A y B. 

Debe aclararse que la influenza no es lo mismo que el resfrío.  No existe una vacuna contra el resfrío, es contra la influenza.  Ambas son causadas por virus, pero definitivamente la influenza es la que puede complicarse e incluso poner en riesgo la vida de las personas más susceptibles, que son las que cursan con una patología de base: personas de la tercera edad o los niños pequeños.

Tratamiento y Prevención

En ninguno de los casos el tratamiento es con antibióticos, que generalmente se emplean en forma indiscriminada y muchas veces son automedicados (por la misma persona y en caso de pediatría por los padres).

Se utilizan antialérgicos, descongestionantes nasales, fluidificantes de las secreciones, analgésicos y antipiréticos. Sobre todo, se recomienda una buena hidratación: fomentarse ingesta de abundante líquido, evitando las gaseosas (estas deshidratan la mucosa de vías respiratorias y hacen que la mucosidad sea más difícil de mover).

Existe lo que es la vacuna contra la influenza; se aplica la dosis pediátrica desde los 6 meses hasta los 3 años; por su parte la dosis de adulto es desde los 3 años en adelante.  En menores de 8 años se recomienda un refuerzo a las 4 semanas, sólo la primera vez que se aplica.

Diferencias importantes a considerar entre Gripe y Resfrío:

Síntomas
Inicio de enfermedad
Fiebre
Tos
Garganta            
Fatiga, debilidad
Apetito
Dolor de cabeza
Dolor muscular
Escalofríos
Nariz congestionada
Estornudos
Gripe
Brusco
Alta
Seca
Dolorosa
Severa
Disminuido
Presente
Presente
Presente
A veces
Comunes
Resfrío
Lento
Leve o sin fiebre
Severa o áspera
Sin molestias
Leve; a veces
Normal
Ausente
Ausente
Presente
Frecuente
A veces